+56 45 2318590biocontacto@bioaqua.cl

Posts Taged isla-de-pascua

Sin título

Isla de Pascua somete a evaluación ambiental el primer Ecoparque de Chile

9El Centro de Tratamiento Integral de Residuos Sólidos “Ecoparque – Vai a Ori”, proyecto de la Ilustre Municipalidad de Isla de Pascua con el respaldo financiero del Gobierno Regional y diseñado por BIOAQUA, considera una inversión de 15 millones de dólares que permitirá satisfacer la demanda existente y futura de tratamiento, transferencia y disposición segura y controlada de residuos sólidos de Isla de Pascua, incluyendo el cierre del actual sitio de disposición de residuos de Vai a Ori (principal pasivo ambiental de la Isla) y la construcción, implementación y operación de nueva infraestructura para la gestión de residuos sólidos municipales.

El “Ecoparque – Vai a Ori” contará con una planta de separación de residuos, una zona de compostaje, una sala de reparación de artefactos, bodega de residuos peligrosos, sala de tratamiento térmico (incluyendo generación de energía para la operación del Ecoparque) y relleno sanitario temporal (biotubos) y de disposición final; a todo ello se suma la construcción de un laboratorio y centro de investigación, un centro de difusión, una sala de ventas y un invernadero, y un edificio administrativo. Todas estas obras serán ejecutadas dentro del mismo recinto que actualmente alberga el único sitio de disposición de residuos sólidos de Isla de Pascua, de propiedad de Bienes Nacionales y entregado en comodato a la Municipalidad, con lo cual no se considera nuevas zonas de intervención.

IMG_4235El Estudio de Impacto Ambiental de esta iniciativa, la primera de su tipo en Chile, ha iniciado su tramitación en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental el pasado 8 de mayo, por lo cual los organismos con competencia ambiental deberán emitir su pronunciamiento en un plazo de 30 días hábiles; asimismo el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) deberá iniciar el proceso de participación ciudadana y consulta indígena. La Municipalidad manifiesta su invitación a todos los actores interesados a ser parte de las actividades que el SEA comunicará oportunamente.

Las obras que componen el futuro Ecoparque se ejecutarán parcialmente durante cuatro años, pero asegurando pertinencia con los flujos de proceso y de operación. El cierre del actual vertedero de Vai a Ori será progresivo, siguiendo los preceptos técnicos indicados en el D.S.189/Of.2005 del Ministerio de Salud para el cierre de sitios de disposición de residuos sólidos. Así la nueva infraestructura y la instauración  del sistema de gestión del que formará parte, estará en pleno funcionamiento el año 2021, donde se proyecta se logre un 20% de reciclaje, en directa relación con las definiciones de la Ley REP.

Continuar leyendo
6.1. Vista ingreso centro de gestión

BIOAQUA y Ley de Reciclaje: la responsabilidad de diseños pertinentes para nueva infraestructura de residuos

Un 18% de los residuos sólidos domiciliarios en Isla de Pascua y un 10% en Cochrane-Tortel, es la apuesta de recuperación de materiales de los nuevos Centros de Gestión Integral de Residuos que actualmente diseña BIOAQUA. Cuando esta infraestructura entre en operación se estima que la gestión de la Municipalidad de Isla de Pascua, facilite que 900 toneladas de residuos sean reincorporados a ciclos productivos, lo propio sucederá en el sur austral del país, cuando la primera infraestructura mancomunada de la Región de Aysén, gracias a la colaboración de la Municipalidad de Cochrane y la Municipalidad de Tortel, recupere 120 toneladas anuales de residuos.

Sin títuloEstas iniciativas son ejemplo de la acción e integración de diversos actores para el cumplimiento de la normativa sanitaria y de la normativa ambiental de carácter estratégico; esto pues las iniciativas de inversión cuentan con la participación de los Gobiernos Regionales (Valparaíso y Aysén) como entidades financieras, las Municipalidades en su calidad de unidades técnicas y responsable de la gestión de residuos en sus comunas, BIOAQUA como consultor y asesor técnico, a lo que se suma el Ministerio de Medio Ambiente como promotor de la Ley de Reciclaje, que entre otras medidas establece acciones para el cumplimiento de la Responsabilidad Extendida del Productor. El propio Ministro de Medio Ambiente, Pablo Badenier, señala hace algunas semanas que “la meta no es simplemente que los productores se hagan cargo de los residuos que generan sus productos, sino también crear un cambio cultural”.

Los Centros de Gestión Integral de Residuos constituyen un nuevo estándar en el manejo de los diferentes tipos de residuos de carácter municipal, pasando del vertido final de prácticamente la totalidad de los residuos sin resguardos sanitarios ni ambientales, a una gestión sustentable, integral y pertinente a cada realidad. No es fácil planificar y diseñar la gestión de residuos en una isla en medio del Pacífico, como tampoco en el extremo sur de la Patagonia, territorios ultraperiféricos sin economía de escala, con poblaciones no superiores a las 5.000 personas, con actividad turística creciente y condiciones climáticas donde la pluviosidad es determinante.

img_7193En este sentido el objetivo de BIOAQUA es establecer soluciones de infraestructura con suficiencia tecnológica, de mínimo impacto ambiental y con la participación ciudadana como motor para el funcionamiento del sistema. A todo ello se suma la inclusión de acciones que permitan integrar la gestión de residuos al flujo de materiales que le permitiría a los productores cumplir con las metas que establecerán los reglamentos de la Ley de Reciclaje, lo que sin duda incentivará el desarrollo de mercado de reciclaje en los territorios donde hasta hoy es inexistente.

Como se ve, la buena noticia es que estas nuevas infraestructuras, probablemente las primeras en diseñarse en consideración de la existencia de políticas públicas para el reciclaje, serán no sólo un aporte para la realidad local, sino también para las estrategias y desarrollo de mercado a nivel regional y el cumplimiento de las metas nacionales, para lo que las 1.500 toneladas en Isla de Pascua y las 260 toneladas en Cochrane-Tortel que se proyectan recuperar en un horizonte de 20 años, reducirán la cantidad de envases de plástico, vidrios, papeles, cartones, tetra pack, pilas y baterías, que hasta hoy eran simplemente vertidos en condiciones no controladas.

Continuar leyendo